Avisar de contenido inadecuado

Facesitting en El Blog de Sexo

Expand

After hours, puro sexo: nuevo programa de Cuatro

Hace unos días estrenaron en Cuatro el programa presentado por Rafa Méndez: After hours, puro sexo, donde intentan tratar todo tipo de temas sexuales de un modo abierto, pero aunque algunos puntos estaban bien enfocados y mostraban la realidad, otros eran realmente lamentables, como ocurre muchas veces en televisión.

Vamos a hacer un pequeño repaso de todos los temas tratados y el enfoque que creyeron adecuado para darle.

After hours puro sexo

Empezamos por una práctica que muchos realizamos habitualmente y de la que ya habíamos hablado aquí en el blog, aunque parece ser que Rafa ha decidido bautizarla con un nombre más "hot" como diría él, que a mi parecer suena bastante cutre: Culosex.

¿Sabes que es el culosex? seguro que lo conocerás mejor por el nombre de facesitting, ahora si ¿verdad? Es esa práctica sexual  tan morbosa y que a tanta gente le gusta, que  básicamente consiste en que la mujer se sienta en la cara del hombre, de manera que su culo queda reposado sobre el rostro del compañero, y su zona genital queda en contacto directo con la boca.

En el programa lo pintan más bien como que consiste en aplastar la cara de alguien con el culo y poco más...

El segundo tema que trataron era muy curioso, profesores de sexo a domicilio o sex coaching.  Básicamente consiste en que te cobran 600€ por ir una hora y media a tu casa a enseñarte cuatro posturas sexuales y contarte 4 cosas que tranquilamente puedes encontrar en Internet, y más hoy en día con toda la información que hay.

¿Realmente es necesario tener un profesor de sexo?

Lo que más me gustó son las tres maneras de correrse, según la "profesora" de una mujer: por el clítoris, con sexo oral o bien dentro del útero.  Me da que se ha liado un poco, ¿se refiere a las diferentes prácticas que se pueden usar para llegar al orgasmo, como por ejemplo sexo oral, penetración, masturbación... o bien los diferentes tipos de orgasmos o placeres que puede experimentar una mujer, como podría ser a través de la estimulación del clítoris o bien del punto G para lograr un squirting?

No se tu, pero yo no pagaría 600€ por ver como hacen cuatro posturas y me explica como practicar sexo anal con un juguete.

Del sex coaching nos vamos al dogging, una práctica que cada vez es más conocida y tiene más seguidores.

Ya hace tiempo hablé de ella aquí en el blog y es uno de los temas que más interés despierta, ¿conseguirá Rafa despertar ese interés en su público? esperemos que si.

Me encanta la frase con la que presentan el dogging, "sexo gratis al aire libre".

Yo lo definiría más bien,  como una mezcla de sexo al aire libre, voyeurismo, exhibicionismo y swinging, creo que es más acertado.

Expand

Facesitting, ponte cómoda y disfruta

Seguro que más de una vez lo has puesto en práctica en tus relaciones sexuales de manera inconsciente.

El facesitting es un término inglés que significa "sentarse en la cara". A partir de ahí imagino que ya sabrás por donde voy.

Facesitting

El facesitting es una práctica sexual que básicamente consiste en que la mujer se sienta en la cara del hombre, de manera que su culo queda reposado sobre el rostro del compañero, y su zona genital queda en contacto directo con la boca.

Esta práctica es muy utilizada dentro del bdsm, en las relaciones de dominación/sumisión, por las connotaciones de humillación, además  del poder y placer sexual que le otorga a la ama.

De todos modos también es una práctica muy realizada entre las parejas. El hecho de que la mujer se posiciona en la cara del hombre, sin llegar a presionar demasiado,  para que le practique un cunnilingus, sin necesidad de entrar en roles de dominación.

FacesittingPara muchos hombres resulta muy excitante el tener una mujer sentada en su cara, notando el olor característico de su zona genital, como se va humedeciendo, la presión que realiza sobre el, sentirse atrapado entre sus piernas...

También se puede dar el caso que sean dos mujeres las que lo practiquen.

Decía que se utiliza muchos en los roles de dominación, porque la postura que adopta el hombres, es totalmente sumisa y a disposición de la mujer. El hecho que ella se siente en su cara , no tiene otro fin que buscar su propio placer sin importarle lo que el hombre quiera. Es una manera de humillarlo y tratarlo como un simple objeto sexual, solo está ahí para proporcionar placer durante el tiempo que la ama quiera.

Ahogándolo con sus nalgas y haciendo que no tenga otra opción que respirar entre ellas, notando como sus labios entran en contacto directo con la vagina, y con pequeños movimiento que la ama puede hacer, logrará darse el placer que está buscando, al mismo tiempo que castiga a su esclavo.