Avisar de contenido inadecuado

Ejercicios Kegel en El Blog de Sexo

Expand

Cómo usar las Bolas Chinas

Las Bolas Chinas son pequeñas bolas ponderadas que pueden ayudar a fortalecer los músculos del suelo pélvico y vaginales de una mujer. El Medical Center de la Universidad de Maryland afirma que unos músculos del suelo pélvico fuertes ayudan a prevenir la incontinencia urinaria y fecal. Algunas mujeres comienzan a hacer estos ejercicios y, a continuación, pasan a usar bolas chinas o conos vaginales para aumentar la resistencia y hacer ejercicios cada vez más sofisticados. Otras mujeres utilizan las bolas china para la estimulación vaginal o aumentar la excitación. Hay cuatro ejercicios básicos que se pueden hacer con las bolas chinas.

Bolas Chinas -

Los ejercicios que fortalecen el suelo pélvico y que se hacen con las bolas chinas se llaman ejercicios de Kegel. Se llaman así por el Doctor Arnold Kegel, que desarrolló estos ejercicios para sus pacientes como método para mejorar la incontinencia urinaria, por allá la década de 1940.

Usando las Bolas Chinas

Paso 1

Aísla el músculo PuboCoxígeo (PC). Este es el músculo que trabajan las bolas chinas. Mueve tus músculos como si estuvieras tratando de retener la orina. El músculo que contraes es el músculo PC. Este es el movimiento que harás con los ejercicios de las bolas chinas. Sentirás como si apretaras o tiraras de los músculos de la pelvis hacia la parte posterior más baja. Alternativamente, puedes encontrar este músculo colocándote un dedo en la vagina y apretando hacia abajo hasta sentir que aprietas el músculo PC.

Insertar bolas chinas TAGS:bolas chinasPaso 2

Inserta las bolas chinas. Encuentra una posición cómoda y relajada, sentada o de pie, y empuja suavemente las bolas en la abertura vaginal. Detente justo cuando estén completamente dentro, no las presione a la parte posterior de la vagina o cerca del cuello uterino. Cierra las piernas para ayudar a mantenerlas en su lugar mientras te preparas para los ejercicios.

Paso 3

Realiza el ejercicio sentada. Siéntate con las piernas todavía cerradas. Aísla el músculo PC y utilízalo para tratar de mover las bolas de un lado a otro. Si al principio te cuesta mover las bolas chinas de un lado a otro, céntrate en comprimir las bolas y manténlas así durante unos segundos y luego relájate durante unos segundos más. El centro médico de la Universidad de Maryland recomienda realizar estos ejercicios de Kegel 10 veces, tres veces por día.

Paso 4

Realiza el ejercicio de pie. El ejercicio de pie utiliza el peso de las bolas y la fuerza de la gravedad para hacer que trabajes el músculo PC. Ponte de pie y abre los pies al ancho de los hombros. Usa tu músculo PC para mantener las bolas dentro de la vagina. Si dejas de contraer el músculo PC, las bolas se caerán. Realiza este ejercicio tres veces por día, consiguiendo cada vez mantener las bolas en su lugar durante más tiempo.

Movimiento con bolas chinas - Paso 5

Realiza el ejercicio de cuclillas. El ejercicio de cuclillas combina elementos tanto del ejercicio sentada como de pie. Coloca tus pies tan separados como te sea posible. Doble ligeramente las rodillas para ponerte en una posición de cuclillas que te sea fácil. Usa tu músculo PC tanto para situar las bolas chinas en su lugar como para moverlas hacia atrás y adelante. Ponte en una posición de cuclillas más profunda para hacer el ejercicio más difícil.

Paso 6

Utiliza las bolas durante tus actividades rutinarias. Este ejercicio es similar al ejercicio de pie. Usa tu músculo PC para mantener las bolas chinas en su lugar mientras que haces tareas del hogar, mientras das un paseo o mientras tomas una ducha. Asegúrate de que estás lo suficientemente fuerte como para mantener las bolas en su lugar de manera que no se caigan en los momentos potencialmente embarazosos.

Paso 7

Quítate las bolas chinas poniéndote un dedo en la vagina, detrás de la primera bola y tira suavemente hacia abajo. Lávalas con agua tibia y jabón muy suave. Enjuágalas bien, y asegúrate de eliminar todos los residuos de jabón ya que el jabón puede irritar los delicados tejidos vaginales.

¿Qué os parecen estos consejos a la hora de utilizar bolas chinas? ¿Habéis experimentado los beneficios de las bolas chinas?

Si aún no tienes tus bolas chinas, o quieres ampliar tu colección de este beneficioso juguete erótico, aquí tienes una amplia gama de bolas de muchos tipos y colores diferentes.

Expand

Consejos para alargar la duración de tus relaciones sexuales

La duración de nuestras relaciones sexuales es un tema que suele preocupar bastante tanto a hombres como mujeres y le damos mucha importancia. Es una forma de medir el grado de satisfacción de la relación, el placer que damos y obtenemos en ella.

duración relaciones sexuales

 Hace un tiempo ya comentamos un estudio realizado sobre la duración media de las relaciones sexuales, en el cual se consideraba un tiempo adecuado la duración entre 7 y 13 minutos de coito, es decir sin tener en cuenta juegos previos.

Lógicamente esto es algo orientativo, cada uno es diferente frente al sexo, y hay personas que duraran 15 minutos y otras 2 horas. El grado de satisfacción en una relación, creo que no debe medirse por el tiempo que uno le dedique, sino por el placer que obtenemos de ella, si disfrutamos en nuestras relaciones y nos quedamos satisfechos con lo que damos y tenemos.

 Naturalmente que es importante dedicarle tiempo y no ir con prisas, si tenemos en cuentas todos los juegos sexuales de la relación junto al coito en si, la media hora se pasa fácilmente, la media suele ser una hora, hora y media, pero todo depende.

 Cabe la posibilidad que una relación sexual demasiado corta no resulte placentera para los dos, pero también es posible que una relación demasiado larga acabe perdiendo su encanto y resulte pesada o aburridaduración relaciones sexuales

Lo bueno es dedicarle el tiempo necesario,sin prisas pero sin pausa.  Encontrar un punto intermedio satisfactorio para ambos.

 El hecho de durar demasiado poco es algo que preocupa a mucha gente, e intentan continuamente buscar maneras de mejorarlo.

Existen diferentes trucos o técnicas que se utilizan para prolongar la duración en nuestras relaciones sexuales. Vamos a conocer algunos de ellos:

  • Muchos hombres utilizan el típico truco de pensar en otra cosa cuando les entran ganas de eyacular, a algunos les funciona y a otros no. Por probarlo no pierdes nada, si ves que te excitas demasiado puedes ponerte a contar ovejitas o repasar la plantilla de tu equipo de fútbol preferido o pensar en algo frío como osos polares, a ver si funciona.
  •  Una técnica que suele usarse mucho y es efectiva en muchos casos es variar el ritmo durante el coito. Si mantenemos un ritmo estable es muy probable que lleguemos a un momento en que llegue el orgasmo y no haya vuelta atrás, en cambio si vamos variando el ritmo de ir más rápido, más lento...puede que ayude a retardarlo.
Expand

Ejercicios Kegel, un beneficio para tus relaciones sexuales

Pareja sexual

Seguro que muchas veces has escuchado hablar de los ejercicios Kegel, pero ¿sabes que son y para que sirven?

Alrededor de 1940 el Dr. Arnold Kegel, ideó estos ejercicios como método de control de la incontinencia urinaria. Con el tiempo se ha visto que estos ejercicios son muy beneficiosos también para mejorar tus relaciones sexuales.

Básicamente consiste en ejercitar los músculos pélvicos para fortalecer el músculo pubocoxígeo y mejorar la función uretral e incluso rectal. Está situado en el suelo de la pelvis, y junto a otros forman el músculo elevador del ano. Este músculo va unido a través de ligamentos con  la vejiga, el útero y el recto.

Como decía, si logras fortalecer el músculo pubocoxígeo, además de prevenir la incontinencia urinaria, tambiés es beneficioso en el caso de las mujeres, para el parto y para aumentar el placer sexual. Y en el caso de los hombres es muy indicado para luchar contra la eyaculación precoz.

La contracción de este músculo, implica la estimulación de la próstata en el hombre, y del útero en la mujer.

Identificación de los músculos pélvicos

Primero de todo y para que los ejercicios conlleven un efecto satisfactorio, es muy importante que aprendamos a identificar cual es el músculo pubocoxígeo.

Músculo pubocoxígeoLa mejor manera de aprender a identificarlo, es en el momento de orinar, tenemos que intentar detener el flujo de orina por unos segundos, contrayendo los músculos pélvicos. De esta manera podremos identificar que músculos se contraen.

En el caso de las mujeres, otra manera de identificarlo, es insertando un dedo en la vagina e intentar apretarlo con la contracción de los músculos pélvicos.

Poner en práctica los ejercicios

Una vez tengamos localizado el músculo, podemos empezar con la práctica de ejercicios para fortalecerlo.

Básicamente consiste en hacer pequeñas series a lo largo del día contrayendo los músculos pélvicos, empezando poco a poco, e ir aumentado el tiempo conforme vayamos cogiendo fuerza.